July 18, 2019

La Nueva Ley de Perdones Provisionales - Los inmigrantes que entraron a los EE.UU. ilegalmente y que no entregaron una petición antes del 30 de abril, 2001, y algunos inmigrantes que entraron legalmente pero después violaron los términos de su estatus migratorio, todavía tendrán que salir de los EE.UU. para terminar el proceso de solicitar la visa de inmigrante.

Esta nueva regla no hace que estos solicitantes sean elegibles para el cambio de estatus ni se quita el requisito de asistir a una entrevista para su visa de inmigrante en su país de origen. Si el solicitante tiene presencia ilegal en los EE.UU. por más de seis meses después de los 18 años, el solicitante necesitara un perdón por la presencia ilegal antes de que la solicitud para la visa de inmigrante pueda ser aprobada. Esta regla nueva permite que un solicitante que esta ahora en los EE.UU. pueda solicitar el perdón por la presencia ilegal antes de que salga de los EE.UU. para asistir a una entrevista para su visa de migrante.

En la mayoría de los casos eso reducirá el tiempo que un solicitante tiene que pasar fuera de los EE.UU. porque el solicitante pasara los meses que tarde inmigración en tomar decisión sobre el perdón con su familia en los EE.UU., y solamente saldrá de los EE.UU. después de recibir la noticia de que el perdón fue aprobado. En un caso simple, el Departamento de Estado cree que puede procesar una solicitud de visa en un par de días después de la entrevista.

Esta regla nueva está disponible solamente para los familiares inmediatos, que se definen en la ley de migración como padres, esposos e hijos menores (de menos de 21 años) no casados de ciudadanos de los EE.UU. Los esposos e hijos de residentes legales no son elegibles, ni los hijos adultos o casados de los ciudadanos de los EE.UU., ni hermanos de los ciudadanos de los EE.UU.

No todos los familiares inmediatos van a beneficiar de este programa. Acuérdense que para obtener un perdón por la presencia ilegal, un solicitante tiene que mostrar una dificultad extrema que sufriría el cónyuge o padre. Si está solicitando la residencia basada en una petición entregada por su hijo adulto, y no tiene ni padre ni esposo quien es ciudadano o residente de los EE.UU., no será elegible para un perdón bajo este proceso.